Albert Einstein: el científico más importante del siglo XX

Albert Einstein: el científico más importante del siglo XX

Albert Einstein nació en Ulm, Baviera, Alemania el 14 de marzo de 1879. Sus orígenes vienen del seno de una familia judía. Fue hijo de Hermann Einstein y Pauline Koch. Debido a los diferentes lugares donde residió, adoptó varias nacionalidades. Renunció a su nacionalidad alemana y se nacionalizó suizo. Posteriormente tomó la nacionalidad austriaca y, en 1933, se trasladó a Estados Unidos. Y, para el año 1944 obtuvo la ciudadanía estadounidense. Fue un reconocido físico, considerado el científico más importante y popular del siglo XX. Además de ser conocido por su trabajo, su apariencia física es muy marcada, todos lo identifican por sus cabellos desordenados. A pesar de que Einstein se declaró en contra de la invasión de la Alemania a Bélgica y firmó el Manifiesto a los europeos, su vida estaba enfocada en el mundo científico.

El 6 de enero de 1903, contrajo matrimonio con Mileva Marić, su compañera de vida e investigación, por lo que se refería a ella con mucho amor y la describía como “una persona que es mi igual y tan fuerte e independiente como yo”. De la unión con Mileva nacieron tres hijos, Lieserl Einstein, Hans Albert Einstein y Eduard. Luego de 16 años de matrimonio, se divorciaron y, Einstein contrajo nuevamente nupcias con su prima Elsa Einstein.

Infancia y estudios del físico

Era un niño muy reservado, que comenzó a hablar después de los tres años, y no era de su agrado relacionarse con otros pequeños de su edad. Por este motivo, se llegó a pensar que padecía algún tipo de retardo.  Sus estudios de primaria, los cursó en una escuela católica y, posteriormente, asistió al instituto de segunda enseñanza Luitpold, institución que más tarde, en 1965, recibiría el nombre de Gymasium Albert Einstein. Sus calificaciones en general eran buenas, pero en las materias de ciencias naturales eran excelentes. Estuvo fuertemente influenciado por los libros de temas científicos de Aaron Bernstein, los cuales atrajeron su interés y marcaron su carrera.

Albert culminó sus estudios secundarios en la escuela cantonal de Argovia, en Aarau. En esa institución obtuvo el título de bachiller alemán. Posteriormente, en el año 1896, Einstein ingresó en la Escuela Politécnica Federal de Zúrich, en Suiza, para estudiar ciencias.  Se matriculó en la Escuela de orientación matemática y científica, con el fin de estudiar física. Allí tuvo la oportunidad de recibir clases del matemático Hermann Minkowski. En el 1900, obtuvo el diploma de profesor de matemática y de física.

Vida profesional del científico

En el año 1902, comenzó a prestar sus servicios en la Oficina de patentes de Berna. Pero, para 1905, su vida dio un giro muy importante, pues en ese periodo logró obtener el doctorado en la Universidad de Zurich, gracias a los trabajos que publicó sobre la teoría cuántica de la luz, el movimiento browniano y la teoría de la relatividad. También presentó su tesis titulada “Una nueva determinación de las dimensiones moleculares”. Además, lo posicionaron como uno de los más grandes físicos de Europa e inició a impartir conferencias y clases en la universidad. Sin embargo, continuó con su antiguo empleo en la oficina de patentes.

Posteriormente, en 1914, Einstein ingresa como profesor en la Universidad de Berlín. También pasó a formar parte de la Academia de Ciencias Prusianas. Gran parte de su tiempo, lo pasaba trabajando sobre su teoría general de la relatividad.

Finalmente, en 1919, una de sus teorías que había sido publicada 5 años antes, fue confirmada. La teoría de la luz se comprobó cuando el 29 de mayo de ese año fotografiaron el eclipse solar.

Con respecto a su teoría del campo unificado, este fue el foco de sus investigaciones por muchos años, y pese a que no logró encontrar la explicación matemática de dicha teoría, manifestó “no se puede evitar la fascinación al contemplar los misterios de la eternidad, la vida y la maravillosa estructura de la realidad. Es suficiente tratar al menos de entender un poco el misterio de cada día“.

Aunque para Albert Einstein su fuerte no era la política, en Estados Unidos, se involucró un poco a nivel político, con el fin de motivar el emprendimiento de un programa de investigación sobre la energía atómica, Esto lo hizo a través de una carta dirigida al presidente Roosevelt. Durante mucho tiempo, Albert Einstein se dedicó a crear conciencia sobre los peligros de la energía atómica enfocándose en la necesidad de crear controles, principalmente a nivel internacional, sobre ésta letal energía.

En la Universidad de Princeton transcurrieron los últimos 25 años de su vida.

Muerte del famoso científico

Albert Einstein sufrió una hemorragia interna causada por la ruptura de un aneurisma de la aorta abdominal, que ya había sido reforzada quirúrgicamente. Einstein rechazó una nueva cirugía, diciendo: “Quiero irme cuando quiero. Es de mal gusto prolongar artificialmente la vida. He hecho mi parte, es hora de irse. Yo lo haré con elegancia”.  Falleció en el Hospital de Princeton el 18 de abril de 1955 a la edad de setenta y seis años. Antes de morir había preparado un discurso por el séptimo aniversario de la independencia de Israel, que nunca pronunció. El borrador encontrado empezaba así: “Hoy les hablo no como ciudadano estadounidense, ni tampoco como judío, sino como ser humano”.

Debido a que Einstein no quería un funeral llamativo, su deseo se llevó a cabo y su cuerpo fue incinerado el mismo día de su muerte, antes de que la noticia trascendiera. Al crematorio solo asistieron doce personas, entre las cuales se encontraba su hijo mayor. Sus cenizas fueron esparcidas en el río Delaware.

En la autopsia practicada al cerebro de Einstein, el único dato científico que se obtuvo, es que la parte que está relacionada con la capacidad matemática, es más grande comparada con otros cerebros.

Premio Nobel

En 1922 se hizo acreedor del Premio Nobel de Físicapor sus servicios a la Física Teórica y especialmente por su descubrimiento de la ley del efecto fotoeléctrico”. Aunque no fue un descubrimiento muy complicado en ese momento, su trabajo desde 1920 hasta los últimos días de su vida, ha sido importantísimo para la mejor comprensión del universo y la física que manejamos y conocemos en la actualidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: